Pensiones y televisiones autonómicas

El Confidencial Digital

Pensiones y televisiones autonómicas

No es justa la zozobra e incertidumbre por las pensiones en España, junto al despilfarro o inversiones públicas de dudosa necesidad, como es el caso de las televisiones autonómicas.

Un artículo de…

Javier Arnal
Javier Arnal

Más artículos de Javier Arnal »

La hucha de las pensiones está llegando a su fin. Lamentable imprevisión del Gobierno, que parece que va a recurrir a un préstamo del Estado a la Seguridad Social para poder cubrir el creciente gasto en pensiones.

Pedro Sánchez ha lanzado su solución: unos impuestos a la banca. El líder socialista argumenta que, ya que entre todos rescatamos a la banca, la banca ahora contribuya. ¿Toda la banca? Parece ignorar que cualquier nuevo impuesto a la banca repercutirá en que la banca aumente las comisiones por servicios que presta a los ciudadanos: igual que los niños no vienen de París, todo impuesto a la banca nos perjudicará a los ciudadanos.

En España se han llevado a cabo inversiones a lo grande, para ser el país de Europa que más kilómetros de AVE tiene, y no se oyen quejas, porque el trazado se ha hecho con criterios políticos – sí, otra vez – en vez de hacerlo razonablemente con criterios de rentabilidad, es decir de necesidad. No pongo ejemplos de estaciones con AVE que son conocidos por todos, para no herir ninguna sensibilidad autonómica, provincial ni municipal, pero que están casi desérticas.

Asumir el gasto de pensiones es de mínima justicia hacia una vida de trabajo y esfuerzo. Visto lo visto, muchos asesores aconsejan jubilarse cuanto antes, si se tienen los años cotizados suficientes, “porque nadie sabe cómo acabarán las pensiones en España”.

Clama al cielo que no haya dinero para pagar las pensiones y sigamos gastando como “nuevos ricos” o queriendo parecerlo. Es hasta cruel. ¿En qué comunidad autónoma se ha consultado a los ciudadanos la puesta en marcha de una televisión autonómica o su mantenimiento? Hay dinero para lo que los gobernantes quieren. Y tienen la excusa: Montoro es el culpable todo.

Me parece que expreso el sentir de la mayoría al denunciar el excesivo número de organismos y cargos públicos, las proliferación de organismos – direcciones territoriales de cada consejería en cada provincia de una comunidad autonómica, por ejemplo -, la marcha atrás del Gobierno para agrupar ayuntamientos con un ínfimo número de habitantes (cargos locales del PP se sublevaron: perdían ellos, amigos o parientes su sueldo, que pagamos entre todos), el elevado endeudamiento de las comunidades autónomas, o el gasto que nos supone las televisiones autonómicas. Pero los que pueden resolver esos problemas son los que viven de ello: he ahí el problema.

En Comunidad Valenciana, con tantos problemas financieros y económicos para atender debidamente los servicios sociales y la sanidad, sí hay dinero para reabrir la televisión autonómica. En Cataluña hay numerosos recortes, pero TV3 tiene una plantilla y una deuda para asustar a cualquiera: intocable.

La enseñanza concertada, por ejemplo, cuesta la mitad a las autoridades públicas que los centros públicos. Pero por ideología se castiga la libertad, el derecho… y la economía de todos. Pocos se dan cuenta.

Un amigo me comentaba que las comunidades autónomas tendrían que aportar una parte de las pensiones, a ver si con eso restringían algunos gastos. Pero a la vez me decía que, precisamente por ser algo tan importante como las pensiones, nadie confia en que las comunidades autónomas asumieran una parte.

El problema es que los que nos gobiernan dan prioridad a su sueldo, y eso incluye pensar sólo en estar en la lista electoral próxima, y volver a salir elegidos, y los que ellos ya tienen en la cabeza. No contemplan la racionalidad, sino el electoralismo a ultranza. Como me decía un alcalde: “a gastarme todo lo que pueda, y luego a endeudarme todo lo que se me permita”.

La solución al problema de las pensiones debe estudiarse muy bien. El Gobierno debe asesorarse de organismos independientes, pues no hay varitas mágicas ni caben demagogias. Ojalá el Gobierno actúe con sensatez y no con electoralismo, para lo cual también han de apoyar todos los partidos políticos: es mi particular carta a los Reyes Magos en asunto tan importante como las pensiones.

Anuncios

Exigen en las Cortes Valencianas que se respete el derecho a una enseñanza en español

El Confidencial Digital

En contra de los planes de la Generalitat

Exigen en las Cortes Valencianas que se respete el derecho a una enseñanza en español

Eva Tena, portavoz de la asociación Defensa del castellano, sostiene ante los diputados que la ley de plurilingüismo “no respeta la libertad”

La Comisión de Educación de las Cortes Valencianas impuso en 2017 un proyecto de ley de la Generalitat sobre plurilingüismo. Ahora la representante de la entidad que defiende el español en la comunidad, exige que la formación pueda recibirse en la lengua que los padres elijan dentro de las cooficiales y no la que impongan las autoridades. Hay un vídeo de su intervención.

Pleno de las Cortes Valencianas.Pleno de las Cortes Valencianas.

Eva Tena, portavoz de la Asociación para la Defensa del Castellano de la Comunidad Valenciana, intervino el pasado lunes 8 de enero, ante la Comisión de Educación de las Cortes Valencianas, para aportar su opinión ante el proyecto de ley de la Generalitat Valenciana sobre plurilingüismo. Fue una iniciativa del tripartito valenciano tras el varapalo judicial contra el decreto de 2017 sobre la enseñanza plurilingüe.

Hay un vídeo en el que se reproduce la intervención de Eva Tena, donde reiteró el derecho a que la educación pueda recibirse en la lengua que deseen los padres dentro de las cooficiales, que en la Comunidad Valenciana es el castellano y el valenciano. “No estamos en contra del valenciano, estamos a favor de la libertad de elección de la lengua vehicular”, expresó Tena.

La portavoz ha afirmado a este digital que “esta ley pretende la inmersión gradual en el valenciano a todo el mundo, sin respetar la libertad ni el derecho a una enseñanza en castellano, que se recogen en el Estatuto de Autonomía y en la Constitución”.

Según ha expresado a ECA la portavoz de esta asociación, “una buena enseñanza para reducir el fracaso escolar y la inserción laboral, es la que los padres elijan, no la que se imponga por las autoridades incluso en zonas hispanohablantes, que son muchas en la Comunidad Valenciana”.

Eva Tena sostiene que esta ley es “una imposición” del valenciano que “no atiende ni respeta” la libertad.

El Ayuntamiento de Castellón rectifica parcialmente: quita la media luna pero no pone la cruz

El Confidencial Digital

Polémica laicista

El Ayuntamiento de Castellón rectifica parcialmente: quita la media luna pero no pone la cruz

El colectivo Fem Castelló está recogiendo firmas para que el consistorio ponga el símbolo cristiano en el geoportal municipal

Tal como informó Religión Confidencial el pasado martes, 9 de enero, el Geoportal del Ayuntamiento de Castellón levantó una oleada de protestas, porque se utilizaba un icono para señalar las iglesias con una media luna islámica.

Uno de los promotores para retirar la media luna. Uno de los promotores para retirar la media luna.

El colectivo Fem Castelló promovió ese mismo día una recogida de firmas en la plataforma change.org, pidiendo que se retirara la media luna y se utilizase como símbolo de las iglesias una cruz. En poco más de un día, ha logrado más de 2.500 firmas.

Las firmas se entregarán al concejal de Transparencia y Modernización, Ignasi García, y a la alcaldesa, la socialista Amparo Marco.

Símbolo de las ocho religiones

Las protestas han provocado una rectificación parcial: ha suprimido la media luna, pero en vez de señalar las iglesias con una cruz ha puesto un octógono, “simbolizando las ocho religiones”, según ha dicho el concejal responsable, Ignasi García (Compromís), a la vez que ha señalado que la media luna no era islámica, ya que ésta mira hacia la derecha y la utilizada por el ayuntamiento estaba orientada hacia la izquierda.

Fem Castelló expresa que “el Ayuntamiento de Castellón vuelve a ofender a los cristianos de la ciudad”, ya que “a lo largo de la legislatura hemos visto diferentes ataques a las creencias de una mayoría social del municipio”, y cita entre otros ejemplos su empeño “en el derribo de una cruz en el Parque Ribalta”.

Desde este colectivo señalan que defienden “la libertad religiosa incluso para cultos no cristianos”, pero piden al concejal “responsable de esta ofensa que modifique el mapa y coloque una cruz para referirse a los templos cristianos”.

A la alcaldesa le piden una disculpa y que “se aleje del sectarismo antirreligioso de sus socios de gobiernos”. En el consistorio gobiernan los socialistas y Compromís, con apoyo de Podemos.